Sobreviviendo al Plan de Movilidad

0
121
CONSEJOS PRÁCTICOS PARA SOBREVIVIR AL TRÁNSITO DE XALAPA

Día a día se leen quejas de cientos de ciudadanos, maldiciendo a Dios y al Diablo por el sufrimiento terrible que pasan dentro de sus vehículos, transitando por las terribles calles de esta ciudad. Es tal la constancia en la emisión de las diatribas hacia las manifestaciones de reclamo social, otros automovilistas, peatones, ciclistas, motociclistas, etc., que ya hay quienes hacen usufructo de todos esos mensajes en las redes sociales. Antes de seguir, no olvide disfrutar los deliciosos desayunos en Pa´ca las… Está bien, olvide esta parte.

En realidad no hay que ser un genio para determinar que la inmensa mayoría de los problemas viales, son responsabilidad de quien circula en auto, así que, en base a la terrible mortificación que me genera que Ustedes sufran, les dejo acá unos consejos prácticos para sobrevivir al doloroso proceso de transitar por Xalapa:

1.- ANALICE, DETERMINE Y MODIFIQUE SUS RECORRIDOS.

Haga una revisión consciente y honesta de cuantas horas pasa dentro del automóvil y para qué actividades lo utiliza. Si supera las 5 horas a la semana desplazándose de su hogar al trabajo, algo anda mal. Quizá deba cambiar de lugar de trabajo o acercar su vivienda al mismo. Lo mismo aplica para llevar la prole al colegio.

Recalquemos que es realmente absurdo cruzar la ciudad cuatro veces al día para llevar niños a clases de jiu-jitsu o algo similar.

Si Usted es taxista o chófer, este punto no aplica.

2.- EVITE EL CENTRO.

“-¡Goeei, el tráfico en el centro está imposible, ya no se puede vivir en esta ciudad!
-Ya se goe, terrible… ¿Y qué haces en el centro?
– Vine al café con unas amigas…”

Simple, si ya entiende que la zona centro es intransitable un día sí y otro también  ¿A qué carambas va, que no sea estrictamente necesario?

3.- OPTIMIZE EL USO Y REDUZCA SALIDAS.

Créame cuando le digo que es la misma inversión de tiempo y recursos, salir a comprar un litro de leche, que doce litros. Organice las salidas para compras y sobre todo, no atraviese la ciudad por creer ahorrar 2 pesos en papel higiénico en el “Julio Regalado”

4.- “ESTACIONARSE EN LA CALLE ES UN DERECHO”

No, en la actualidad es un privilegio. El uso del espacio público es un derecho de todos, incluso, aunque no lo crea, de aquellos que no tienen auto. A menos que viva en un edificio catalogado histórico, si pudo adquirir un auto, inviértale y haga una cochera, no sea codo.

Imagine todo lo que se podría hacer en el área que usan los autos para estacionarse.

También quejarse porque en Plaza Animas piensan cobrar el uso del estacionamiento es ridículo. Si no quiere pagar un servicio que ofrece un particular, pues… no vaya. Afortunadamente, hasta ahora no cobran por entrar a pie a ese ni a ningún otro centro comercial o similar.

5.- SEGURIDAD ANTE TODO.

En México, se calcula que menos del 30% de los vehículos cuentan con seguro, de cualquier tipo. Esto significa que en cualquier eventualidad, Usted tendrá que invertir para reparar algún daño, si es el afectado, la contraparte quizá no pueda pagar el daño o en otros casos, perderá la inversión en el vehículo por robo.

Entonces, sea prudente al conducir o contrate un seguro y deje de ponerle cobijas al auto, “por si graniza”.

Recuerde que tiene más probabilidades de morir en un accidente vial, que en algún evento del crimen organizado o desorganizado.

Accidentes viales

6.- EL CLIMA.

Por alguna razón que nadie conoce, cuando hay condiciones extremas de clima, lluvia en este caso, el conductor promedio se vuelve más bruto e imprudente que de costumbre.

Hasta ahora, que esté enterado, ningún fabricante de automotores ha sacado al mercado autos anfibios, como el de James Bond, así que, si ya sabe de las fallas en la capacidad de los drenajes pluviales en Xalapa, evítese malos ratos creyendo que su auto, por ser Mod. 2015 no se va a ahogar en un encharcamiento. Eso déjelo a los supervochos.

Esperar una hora a que deje de llover, tampoco es mala idea.

7.- NO SE DISTRAIGA EN TRIVIALIDADES.

Ya debe conocer la original campaña de “No Texteo” que usan, equivocadamente, como parte de las acciones (¡JA!) del Plan de movilidad. Sin embargo es cierto: Evite enviar mensajes mientras conduce, PERO también evite contestar llamadas, hacerlas y sobre todo… no Texteé mientras conduce para señalar a quienes “textean” mientras conducen o cometen faltas al reglamento [Si está libre de culpa, arroje el primer “Texting”].

#NoMaming
#NoMaming

Sobre todo, no importa si el perrito tiene cara de angustia por qué está perdido y desorientado. Mande el mensaje de alerta a Twitter cuándo haga alto total. O no lo haga, nada va a pasar.

Y siendo honestos, a menos que Usted sea el CEO de una trasnacional, no creo que la gran mayoría de las llamadas o mensajes que atiende mientras conduce sean de vital importancia.

8.- ESOS SIMBOLOS EXTRAÑOS

Respete las señales, aprenda su significado, entienda que son para el funcionamiento correcto de la ciudad y que si no las respeta, no espere que los demás las respeten. Si dice NO ESTACIONARSE, no se estacione. No es cuestión de demostrar cultura, es cuestión de demostrar que no es bruto y entiende las señales viales.traffic sign

No se estacione en doble fila, no dé vueltas prohibidas, utilice sus luces preventivas e indicativas, ceda el paso y regale una sonrisa y no haga tonterías. Es difícil, lo sé pero Usted puede, ande inténtelo. Ante la ausencia de autoridad que regule y aplique los reglamentos, solo queda el sentido común de los ciudadanos. (Risas grabadas).

9.- USE EL TRANSPORTE PÚBLICO

Sabemos que el diseño de las rutas de transporte público de esta ciudad, están pensadas por los mismos colectiveros para perder tiempo y ganar menos de lo que podrían con rutas compactas y de recorridos cortos. Pero es lo que hay por el momento.

Si organiza su tiempo y reinterpreta sus necesidades se dará cuenta que podría ahorrar bastante, usando el transporte público colectivo. No duele. Bueno, si no le toca un buen asiento quizá un poco, pero nada que no haya sentido antes o no vaya a sentir después.

10.- EVITE AGLOMERACIONES

Conociendo esta ciudad, uno puede prever los horarios y lugares donde todos los xalapos promedio, asisten y por ende circulan. Esto es: ¿qué sentido tiene quejarse que la plaza está llena si esto era previsible?

11.- RESPETE A LOS DEMAS.

¿Realmente hay que explicar este punto?

12.- DISFRUTE LA CIUDAD, DEJE EL AUTO EN CASA.

Descanse, pida un taxi. Yo entiendo que para usted el uso del vehículo es cuestión de estatus o de imagen, es lo que el caballo para John Wayne. De cualquier forma, si tiene suerte lo dejará a cinco cuadras de su destino, tendrá que pagar estacionamiento, gastar combustible, mentar madres a quienes hacen lo mismo que usted, estará preocupado por no encontrarlo con un cristalazo, etc… ¿Y todo para qué?

Decían los abuelos: “El teléfono se hizo para acortar distancias, no alargar conversaciones”, en este caso, el auto se hizo para recorrer grandes distancias en menos tiempo, no para pasar horas recorriendo pocos kilómetros.

Sean felices.

Xalapa, Centro sin autos

 

[embedvideo id=”6bwHlQORXpc” website=”youtube”]

Comentarios

comentarios