La danza de los libros: Vampiros

0
133

Vampiros

La Danza de los Libros

Por: Teresa Adriana Castillo

Una figura recurrente e imprescindible en la literatura de todas las épocas es la del vampiro. Estos seres mitológicos nos provocan sentimientos encontrados, por un lado un terror indiscutible y por otro una extraña fascinación; son seductores, sensuales y también despiadados, repulsivos. Tienen su origen en una tradición que es común en todas las culturas: la transmisión oral, contar historias, leyendas o mitos, que después terminaron plasmadas en escritos.

Carmilla, J. Sheridan Le Fanu - xalapo.com Dependiendo de que cultura provenga el mito, será la imagen que se tenga de este ser aterrador. Hay algunos que sólo chupan la sangre de los animales, hay otros que son capaces de convertirse en murciélagos, unos que son viejos, feos y repugnantes y otros, hermosos y eternamente jóvenes, pero todos inmortales.

Este personaje es también una figura importante para el cine, es uno de los muchos vínculos con los que éste y la literatura se unen.

Muchas de las características que tienen estos seres surgen de los libros y las películas, más que de las culturas que los crearon.

Es de un libro a otro que se han transmitido los elementos que conforman a los vampiros, por lo tanto resulta inevitable que éstos hayan también permeado al cine. Es gracias a esto que los imaginamos como muertos vivientes, que se alimentan de sangre, que viven en las sombras, algunos no, que mueren de un estacazo en el corazón, que son enemigos de Dios y todo lo relacionado con él los destruye, que no reflejan ninguna imagen, que odian el ajo y la más importante de todas: que para entrar en tu casa, necesitan ser invitados.

La novela más famosa sobre este mito es Drácula, de Bram Stoker, (1897), llevada al cine infinidad de veces y de donde se ha tomado a este personaje para múltiples interpretaciones  tanto teatrales como televisivas. Stoker toma la historia de la cultura rumana.

Existe otro libro, Carmilla, de J. Sheridan Le Fanu (1872), que nos habla, por primera vez, de una mujer vampiro, el autor se basó en la historia de una condesa que torturó y asesinó a 600 doncellas para bañarse en su sangre, pues creía que así siempre iba a conservar su belleza. Esta mujer se llamaba Elizabeth Bathory.

John Ajvide Lindqvist - xalapo.com

También dentro de la literatura actual hay historias interesantes por ejemplo: Déjame entrar, de John Ajvide Lindqvist (2004), que decir de Entrevista con el vampiro, de Anne Rice (1976)  y toda la saga que lo acompaña. Stephen King también tiene una de vampiros, El misterio de Salem´s Lot (1975), que según muchos de los críticos literarios es uno de los mejores relatos de vampiros modernos. De estas tres historias, existe versión cinematográfica.

Mención aparte merece Guillermo del Toro, que con su película La invención de Cronos (1993), nos brinda una historia exquisita sobre este tema, en 2009 debutó con la novela Nocturna, primer volumen de una trilogía llamada Trilogía de la Oscuridad, escrita de manera conjunta con Chuck Hogan  y en 2010 apareció Oscura, el segundo volumen de la misma.

Otro libro interesante llevado al cine, es Soy Leyenda, de Richard Matheson (1954) que habla de vampiros creados a partir de una bacteria.

Hablar sobre el vampiro y su relación en la literatura y el cine, es un tema difícil de concluir, creo que la lista que aquí se menciona es una buena selección de historias que nos mantendrán atrapados de principio o fin.

Comentarios

comentarios